Imagina que estás en tu cocina, siguiendo una deliciosa receta y debes añadir leche, pero sospechas que la que te queda podría estar caducada. No pasa nada, tan fácil como mirar la fecha en el envase. Ahora imagina que eres invidente.

Be my eyes es la aplicación de iOS que nace en Dinamarca para solucionar éste y muchos más pequeños problemas de la vida cotidiana, de alguien con dificultades o impedimento para ver. Todo se basa en apuntar con la cámara del móvil a aquello con lo que se necesita ayuda: leer un cartel o una factura, orientarse por una zona nueva, verificar el color de una camiseta, conocer el nombre de un medicamento…

¿Y quién está al otro lado? Pues tú. Más de 80.000 personas de todo el mundo se han sumado para prestar sus ojos un par de veces al día, regalando más autonomía a la vida de muchos invidentes. Esta App funciona a través de herramientas como imágenes, notas de voz, mensajes o videollamadas que llegan en forma de notificación a los dispositivos de las personas sanas visualmente, para que puedan echar una mano o dejárselo a otro voluntario si en ese momento no lo pueden atender.

Cuando disponemos de ratos de descanso, muchos desconectan de su jornada jugando en su móvil a Angry Birds o Fruit Ninja, pero ahora podemos hacer algo todavía mejor, ahora puedes ser voluntario en esta red en cualquier momento del día y prestar tus ojos a quienes lo necesitan.

 

 

 

 

Discussion

Be the first to post a comment.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.